Hoy escribe … Aly Valderrama Villarroel: «Una Ángela en cada esquina»

Esta semana a fallecido Angela Jeria, la madre de la presidenta Michelle Bachelet. Angela Jeria fue la mano derecha de la presidenta en su primer mandato al desempeñarse como la Primera Dama, llevando a cabo políticas sociales que marcaron un antes y un después. Sin embargo, Angela no fue sólo un pilar fundamental para Michelle, también lo fue para toda la sociedad chilena en tiempos de dictadura militar. Estando en el extranjero levantó la voz de las atrocidades que se estaban cometiendo por Pinochet y su séquito, desde afuera dio a conocer los atropellos a los derechos humanos y en su retorno al país, continúo su lucha por la recuperación de la democracia.

Muchas Angelas vi marchando en las calles de Linares desde el 18 de octubre de 2019 hasta que llegó la pandemia, hermosas mujeres que levantamos la voz por las injusticias de nuestra sociedad machista y retrógrada. El 8 de marzo volvimos a ocupar los espacios públicos haciendo patente la violencia de la que somos víctimas y exigiéndole al gobierno justicia para Gustavo Gatica y las más de 400 miradas destruidas por las fuerzas de orden.

Es inevitable transfigurar a Ángela Jeria en cada mujer chilena, que a diario estamos luchando contra la corriente forjando el carácter a punta de esfuerzo y de innumerables necesidades invisibilizadas con unas cajas de mercadería, como si lo único que nos faltara fuese llenar la despensa. Sabemos, que detrás de cada olla común existe un grupo de mujeres organizadas que son capaces de llevar un plato de comida para su hogar o el de su vecina, ingeniárselas para que un kilo de arroz alimente a 100 personas. Somos esas mujeres, las hechiceras y no brujas, las que hemos estado haciendo malabares para llenar los estómagos y el espíritu de quienes nos rodean.

La complicidad que vimos entre Ángela y Michelle la podemos ver replicada en nuestro horizonte cercano, la relación Madre-Hija es un lazo muy potente que no depende de la sangre, hay madres e hijas sin un vínculo de sangre, pero hermanas en la lucha contra la adversidad y las injusticias, desigualdades que vemos van creciendo día a día.

En estos ajetreados días de desamparo por parte del Estado hemos sido entregados como carne al matadero al enemigo invisible que tiene el presidente Piñera, un virus que le abrió la puerta para recuperar un gobierno pero que lo ha llevado a naufragar perdido con decisiones erradas y autoritarias, soñando con que el Covid se vuelva buena persona y le permita recuperar la economía para sus amigos y primos empresarios. Esta contienda es desigual pues cada muerto que se cuenta a diario es una cifra más que refleja que el funcionamiento de la economía nacional tiene mayor relevancia que el estado de salud de mis compatriotas y somos solo un dato más que construye un gráfico que se vuelve tan aberrante como la gestión gubernamental.

Las mujeres seguiremos parando la olla, a punta de la solidaridad del pueblo. Sólo quienes hemos pasado hambre sabemos lo que significa no tener para comer. Pero no olvidaremos que mientras armamos campaña de recolección de alimentos nos están quitando nuestros ahorros en el seguro de cesantía o nos mandan a comer pan duro. Las hechiceras estamos ocupadas ayudando a nuestras hermanas, pero estamos atentas a mantener la lucha por una nueva constitución que nos devuelva una nación plena con más igualdad y menos privilegios, con jubilaciones dignas y un sistema de salud igualitario para toda la nación.

 

De la autora: 

Aly Valderrama Villarroel, Ingeniera Agrónoma y Doctora en Ciencias, integrante del Centro Cultural Víctor Jara de Linares,.

Oriunda de Santiago llegó al Maule el año 2003 a estudiar Agronomía en la Universidad de Talca y después el doctorado. Desde entonces a estado ligada a la investigación y la docencia en educación superior, además de formar parte del Centro Cultural Víctor Jara de Linares. Actualmente es docente en la Universidad Católica del Maule.

 

PD: Las expresiones contenidas en este comentario no representan necesariamente el pensamiento de Hora7.cl; y son de exclusiva responsabilidad de quien las formula.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *