Incentivan a la comunidad de Vichuquén y Llico a denunciar hechos de violencia contra la Mujer

0

 

La Brigada de Homicidios de la PDI – Prefectura de Talca y la dirección regional
del Servicio Nacional de la Mujer y la Equidad de Género, encabezaron la
campaña anual de prevención de Femicidio 2018, que este año se difunde con
el mensaje “El femicidio es el último eslabón de la violencia de género,
Denuncia es la única forma, no esperemos que evidencia hable”.
En la actividad, que se realizó en el liceo Entre Aguas de la localidad de Llico,
estuvieron presente la abogada de la línea de violencia extrema de SernamEG,
Verónica García, comisarios de la BH de la Policía de Investigaciones, Franco
Jara y Rodrigo Rozas; la encargada de la Oficina Municipal de la Mujer,
Macarena Iraguen Laporte; la encargada regional de Prevención de Violencia
contra las mujeres, María Paz Valdés; representantes de Carabineros;
profesionales del municipio de Vichuquén, alumnos y profesores de primero a
cuarto medio de los establecimientos de Llico y Vichuquén y mujeres dirigentas
de organizaciones de la sociedad civil, entre otras.
La campaña anual, en palabras de la abogada García, “vuelve a colocar el
énfasis en la prevención, a partir de una llamado concreto y explícito, a los
entornos a actuar en contra de la violencia en contra de las mujeres, a vivir una
vida libre de violencia. Por eso, el mensaje fundamental de esta campaña es
‘Denuncia es la única forma: No esperemos que la evidencia hable’, porque
todos y todas podemos y tenemos el deber de apoyar a las mujeres que la
están viviendo”.
En tanto, el comisario Franco Jara enfatizó que, “cualquier persona que haya
presenciado un delito puede realizar la denuncia ante la policía o la fiscalía, por
lo tanto, como PDI hacemos un llamado a hacernos cargo de este problema y a
denunciar cualquier tipo de agresión contra una mujer”.
En este sentido, María Paz Valdés indicó que “violencia contra las mujeres se ha
manifestado históricamente como uno de los más graves problemas sociales,
afectando, potencialmente, a más de la mitad de la población del país y cuya
manifestación más extrema es el femicidio. En lo que va del año, 15 mujeres
han muerto por ataques de sus parejas o ex parejas y otras 53 han sobrevivido
a situaciones de la misma índole.

DATOS REGIONALES DE VIOLENCIA
De acuerdo con los datos regionales, durante el 2017 hubo 4 femicidios
consumados (2 en Molina y 1 en San Javier y Constitución) y otros 6 femicidios
frustrados registrados en Molina, Curicó, Constitución, Linares, Cauquenes y
Pelluhue.
Desde el año 2013 a la fecha, en el país se han registrado 212 mujeres
fallecidas en manos de sus parejas o ex parejas. En igual periodo a nivel
regional la cifra alcanza a 15 mujeres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *